viernes, 20 de marzo de 2009

Descargas toxicas en ríos matan seres humanos, vida silvestre y natural ya no existe.

“Si existiera la voluntad por parte del gobierno y la población la contaminación disminuiría, de continuar así el Salto y Juanacatlan van ha ser un pueblo fantasma” afectado.

Emma Amador/Enviada Especial
Foro ¿Nuevas Políticas del Agua?

lastenia.accioninformativa@yahoo.es
Mientras los estados en vías de desarrollo, organismos no gubernamentales y comunitarios se preguntan, ¿Quienes gobiernan el agua a los diferentes niveles, Provincia-nación-nivel internacional, y quien tiene la ultima palabra en su cuido, preservación y gestión?
Las poblaciones siguen soportando con su salud y su vida los efectos que las industrias expelen en el ambiente natural con el depósito de sus desechos tóxicos en las cuencas de los ríos.


Rio Atoyac Contaminado por las descargas toxicas del corredor Industrial Quetzalcohalt, Estado de Tlaxcala- Mexico

Diversos estudios realizados en los estados de Tlaxcala, Puebla y Jalisco en la nación Mexicana a raíz de la instalación de textileras en los años 80, denominados corredores industriales, Quetzalcohalt, Ixtacuixtla, Huejotzingo demuestran el daño a los ríos Atoyac, Xochiac y Santiago y con ello la afectación a la salud de los habitantes de las comunidades rurales y urbanas cercanas a estos sitios.

El Centro de derechos humanos Fray Julian Garcés documentó las denuncias de personas de cinco comunidades (Villa alta, San Mateo Ayecac y San Mateo Tepetitla, San Rafael Tenanyecac y Santiago Michac) de Tlaxcala y Puebla que en el año 2002 se acercaron al centro para buscar respuestas a un problema de salud que se considera producto de la degradación ambiental y que el gobierno del estado de Tlaxcala no les daba respuesta.

Se documentan 45 casos de personas con padecimientos de anemia, leucemia y trombositopenia. Las personas refieren que la presencia de estas enfermedades está siendo causada por la contaminación de los ríos que desde hace tiempo son depósitos de residuos, sustancias tóxicas y químicas de las industrias y pequeñas lavanderías situadas alrededor de s comunidades. Mediante los estudios se constata existencia de sustancias químicas presentes en los ríos Atoyac, Xochiac y en el agua potable.


Dra. Alicia Lara- Miembro de la Coordinadora por un Atoyac con Vida
Alicia Lara Vazques doctora en medicina e integrante de la Coordinadora por un Atoyac con Vida, habitante de la comunidad Santiago Michac, localidad donde los pequeños productores irrigan sus cultivos con las aguas contaminadas, al ser consultada por Ahora Estelí dijo “la contaminación se metaboliza en las plantas y la gente consume las plantas y sus frutos, un químico puede alterar genéticamente una célula y la va modificando”.

Refiere Alicia que las autoridades municipales se han comprometido ha tratar el agua mediante la instalación de plantas residuales pero que debido a los costos de mantenimiento las que se instalaron fueron cerradas.

Eduardo Morales Sierra coordinador del estudio “Ambiente y derechos humanos” realizado por el centro Fray Julián Garcés dijo a Ahora Estelí que una de las principales demandas que la Coordinadora por un Atoyac con Vida estaría planteando a las autoridades Mexicanas es la inclusión de otras sustancias toxicas dentro de los parámetros ya establecidos por la legislación Mexicana en ocasión de la realización del foro latinoamericano ¿Nuevas Políticas del agua?, debido a que en la actualidad las emanaciones de las industrias considerados residuos peligrosos de manejo especial por la norma 052 no integra los 13 parámetros regulados por la ley.

De los 45 casos documentados inicialmente ya han fallecido 28 personas entre niños y adultos y el sistema de salud mexicano aun no considera daños a la salud la contaminación ambiental de las industrias textileras.

La vida natural de los ríos ha muerto por las emanaciones toxicas de la industria y con ella se acaba la vida de las personas, una de las afectadas por el río Santiago en el Salto de
Juanacatlan, Jalisco, dijo “que tapen ese mendigo río que es el que nos está matando”.

Mientras que; médicos, líderes comunitarios, personas con padecimientos de cáncer y
enfermedades dermatológicas, aseguran no tener respaldo de las autoridades federales encargadas de aplicar las medidas necesarias para evitar la contaminación y que los propietarios de las industrias textileras apliquen las normas establecidas a favor del medio ambiente.

El Instituto Mexicano para el desarrollo comunitario en la ciudad de Guadalajara junto al instituto vida y asociaciones de pobladores han realizado todo tipo de denuncias, estudios y demandas ante autoridades gubernamentales y los representantes municipales aunque reconocen la contaminación por las emanaciones de las textileras se declaran incompetentes para obligarlas a cumplir con las normativas aduciendo que es competencia de las autoridades federales.

Entrada destacada

CIDH adopta medidas cautelares a favor de más de un centenar de personas en grave riesgo en Nicaragua

La Esteliana/lastenia.accioninformativa@yahoo.es 18 de septiembre de 2018 Washington, D.C. – En el marco de la grave crisis de derech...